Análisis de Juegos

Twilight Oracle

Por Dardo

Cosmic Void (@Cosmic_Void_) es el nombre que Aviv Salinas ha dado a su compañía desarrolladora de juegos, creada en 2019, y también es su «nombre de guerra», su alias, en este mundillo. Twilight Oracle es su última creación, pero en los últimos cuatro años que lleva en esto (tiene 36 años) cuenta como con doce juegos, la mayoría aventuras retro como Blood Nova de octubre del 2022, de ciencia ficción y guerras estelares, Void Breach de febrero de 2020, su primer juego y también de ciencia ficción y fantasía o The Corruption Within de junio del 2021 y esta vez en plan psicológica y de terror. Todas ellas están disponibles en plan comercial en Steam al precio de entre 2 y 11 euros y la mayoría con una demo jugable.

Pero en Cosmic Void vemos una nueva evolución del estilo de Aviv Salinas ya que, de aventuras en baja resolución primero, al estilo de los 80, pasa a juegos en primera persona con mucha narrativa. Esta vez nos trae una aventura en plan familiar, con mucho humor en un mundo 2D de pixel art que puede recordarnos a juegos como los King´s Quest o Quest for Glory en un formato sencillo. No en vano sus preferencias aventureras son juegos como Space Quest II, The Legend of Kyrandia o The 7th Guest.

Pero no solo de las aventuras vive este creador, sino que también ha publicado un libro titulado No Grave for the Orchids, con JC Linden como coautor, donde en una Inglaterra post-apocalíptica unos gemelos buscan a sus padres ( link.caad.club/22uuv) y donde curiosamente él no sale en la portada como autor. También ha escrito un cuento corto llamado Counter Revolution publicado en el libro The Tail of a Mouse ( link.caad.club/mdi4b).

En cuanto a los requisitos mínimos, requiere un procesador y sistema operativo de 64 bits, Windows 7 actualizado, procesador de 2 GHz, memoria de 2 GB de RAM, tarjeta gráfica con al menos 512 MB compartidos y 250 MB de espacio disponible. Lo recomendado es: procesador y sistema operativo de 64 bits, Windows 10, procesador de al menos 2 GHz, memoria de 2 GB de RAM, tarjeta gráfica con al menos 512 MB compartidos y 250 MB de espacio disponible.

Dentro del juego no existe ningún dato sobre la versión que jugamos, lo cual es buena señal de que se ha testeado a fondo antes de salir, pero hemos localizado dos actualizaciones. Un «bug fix» del 1 de febrero y un «update» del día 6, ambas sin verdadera importancia.

En definitiva estamos ante una aventura cómica, pero sin llegar a ser del tipo de dibujos animados exagerados. El humor es alegre y normalmente lo vemos en las bromas entre los protagonistas, con comentarios divertidos.

Se puede conseguir el juego en Steam al precio de 9,75 euros. Si se quiere el pack de juego y banda sonora hay un descuento del 20% y sale por 11,79. Si se quiere la banda sonora sola el precio es de 4,99. También podemos bajarnos una demo gratuita para probar si es de nuestro gusto antes de comprarlo.

Volvemos a los creadores solitarios que tienen tiempo para todo, y este Aviv Salinas es un portento de producción. Tiene en su haber como dos o tres aventuras por año, que pueden ser gratuitas o comerciales y que hace él solo o en colaboración con otros autores. Como ejemplo más claro acaba de sacar comercialmente Twilight Oracle y si visitáis Steam ya se anuncia otra aventura suya, Devil´s Hideout, para el 10 de septiembre, y además ya se puede descargar la demo en s.team/a/2754530.

Finalmente podemos hacer una lista de lo bueno y lo «no tan bueno» que según nuestra opinión vamos a encontrar. Como bueno elegimos el pixel art, la nostalgia de los 90 y las voces de los personajes. Como «no tan bueno» nos decantamos por un juego corto, poco desarrollo del guion y habilidades de los tres comparsas sin explotar.

Ambientación

Nuestro protagonista se llama Leo y es un joven estudiante muy holgazán con unas notas muy bajas, por lo que, estando a punto los exámenes finales de su academia, no va a graduarse. El Magistrado de la academia le comenta que como ejemplo para todos los holgazanes le va a desterrar a un mundo desolado. En esto que interviene a nuestro favor el Oráculo y el Consejo y perdonarán nuestra holgazanería crónica si hacemos una misión: viajar a un mundo abandonado en los límites del cosmos y capturar a un discípulo renegado que actuó contra la academia.

Para cumplir nuestra misión disponemos de una capacidad especial: respirar bajo el agua, y también nos asignan tres compañeros más, igual de holgazanes y con sus propios poderes: Jill puede leer la mente, Marcus crear llamas y Olivia controlar el aire.

A partir de aquí las cosas se irán complicando y deberemos cumplir mini misiones para llegar al final. El guion, de entrada, parece muy ambicioso, pero es solo una excusa para ir haciendo estas mini misiones de búsqueda de objetos y combinaciones de objetos de nuestro inventario. En realidad, parece un cuento infantil adaptado a un juego y ambientado en un futuro lejano.

Según una entrevista que se le hizo hace algunos meses, se ha inspirado en los juegos de Eco Quest para la ambientación y el estilo artístico en los dos primeros de Kyrandia. Y sobre el personaje, es una mezcla de Simon the Sorcerer y Guybrush Threepwood.

Gráficos

Otra aventura retro, recordando los 90, con pixel art. Lo mejor es el colorido de cada pantalla, con colores vivos y luminosos y detalles por todos lados, lo que contribuye a la decoración surrealista de sus mundos de fantasía.

En cuanto a las animaciones, no existen. Salvo al inicio y al final, donde en unas conversaciones, el otro personaje tiene un efecto de «serpiente» en su forma de moverse, no hay nada de eso. Y, la verdad, se encuentran a faltar, aunque hubiesen sido unas pocas.

Los sprites de los personajes son grandes e incluso se pueden ver sus expresiones faciales. El protagonista nos recuerda al de Legend of Kyrandia, pero mejor.

Jugabilidad

Como ya se ha mencionado, estamos ante otra aventura point & click con pixel art que recrea las típicas de los 90 y de las que últimamente estamos hablando mucho. Es otra obra dedicada a los amantes de lo retro y nostálgicos del pasado, con buen humor, una jugabilidad muy acertada, sin ningún tipo de problema, buena historia, aunque poco desarrollada, y una duración bastante corta por lo que podría haber sido: entre dos y tres horas.

El interfaz es muy sencillo. Te mueves por las pantallas y pulsando las zonas activas te dicen lo que es. Lo mismo si pulsas sobre un personaje, salta directamente la conversación. Aquí el puntero no se divide en «mirar, hablar, coger, etc.» sino que ya hace las acciones correspondientes, que son tres: hablar, coger y mirar. Igualmente, cuando hablas con alguien no va a salir una lista de frases a elegir, sino que trascurre la conversación por las buenas y deberemos ir pulsando en el personaje varias veces hasta que se repita la frase del inicio.

El juego es a pantalla completa menos una pequeña parte en la zona inferior donde está el inventario, lo que es bueno para el juego porque los gráficos siempre se ven. Esta parte inferior está dividida en el Menú, parte izquierda, y los objetos del inventario, a la derecha. Las casillas para los objetos son ocho, pero nunca lo hemos llenado ya que se gastan antes.

Si pasamos el puntero por encima nos explican de qué se trata. No nos ha gustado que al gastar un objeto y conseguir uno nuevo no queda en último lugar, sino que la mayoría de las veces queda donde usamos el anterior, así que lía un poco.

En cuanto al menú tiene las opciones nor­males: nueva partida, cargar, salvar, reanudar, ajustes y salir. Muy adecuado el cargar y salvar, con ocho casillas y que podemos usar en cualquier momento. Para nosotros es importante este apartado y que sea en casillas independientes. También son importantes los ajustes, que comprenden la pantalla, el audio y el idioma.

Respecto al idioma es en inglés, pero todas las conversaciones, direcciones y objetos han sido traducidos a varios idiomas: alemán, español, italiano, francés y portugués brasileño. Así que no tendremos ningún problema en entenderlo todo y se agradece tanta variedad. Y en cuanto al inglés en sí, las conversaciones se oyen perfectamente y están muy bien vocalizadas, con lo que da gusto incluso escuchar lo que dicen, aunque no lo entendamos.
Evidentemente hemos jugado la aventura en inglés y en español y hay que decir que debe ser difícil la traducción (y en cualquier otro idioma). El problema está en que las charlas son muy extensas y los chistes no pueden traducirse al pie de la letra porque no tendrían gracia. Hay que decir que el trabajo de adaptación ha sido excelente. Y también comentar que un juego que, en teoría, digamos que es de segunda división, lo de tener tantos idiomas es motivo de alegría.

En las conversaciones tenemos dos opciones. Cuando habla el protagonista aparecen casi a mitad de pantalla dos cuadrados bastante grandes en el centro. A la izquierda tenemos su busto (o el de los otros tres compañeros) y a la derecha las frases, aunque cambia a veces. En cuanto hablan los demás solo aparece la conversación en un rectángulo central.

Dificultad

Lo que podría haber sido un juego mucho más largo y con una historia más elaborada se ha quedado a la mitad. Y lo mismo decimos para los desafíos a los que nos enfrentamos, pero todo esto no desmerece la calidad general de la aventura. Nos tendremos que enfrentar a desafíos de lógica, pero sin excesiva dificultad. No existen los puzles como tales, los que quedamos frente a una máquina y tenemos que montarla, o los de componer un cuadro a piezas, por ejemplo. Los desafíos son solo buscar los objetos que se nos piden, combinarlos con algo del inventario y llevarlos a quien toque.

Teniendo en cuanta que las zonas por donde nos vamos a mover no son muy grandes, buscar un objeto no representará grandes dificultades, además de que en las conversaciones se nos dejará muy claro qué debemos hacer. El mejor sistema en este caso es hablar con todo el mundo y mirarlo absolutamente todo, que tampoco es tan complicado ni nos llevará tiempo extra.

Sonido

Lo mejor, sin duda, son las voces, aunque estén en inglés. Los cuatro protagonistas suenan juveniles y vitales y los demás cumplen según el papel que les ha tocado representar. Son voces claras y que vocalizan bien, aunque sin exagerar. Hablan como personas normales sin importar el humor de lo que pueden llegar a decir. No hay efectos especiales de sonidos de golpes, campanillas o similares salvo a la hora de salvar y cargar donde oímos un «clink».

En cuanto a la música de fondo, cada área tiene su propia banda sonora con música suave y algo repetitiva que se alterna con synthwave de los 80.

Tranquilino Rodriguez

Nació viejo hace ya más de medio siglo. Desde entonces solo ha podido ir cuesta abajo y sin frenos. Prueba de ello es que dedica parte de su tiempo a dirigir y presentar un pódcast en Twitch llamado Increíble Pero Incierto. Como es un animal sediento de éxito y fortuna, está tratando de ofrecer a las masas su visión del clásico de Aventuras AD #LaAventuraCasiOriginal, una aventura de texto que, sin duda, le reportará pingues beneficios. Mastodon

Publicaciones relacionadas

0 0 votos
Valoración del artículo
Subscribirse
Notificame

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Botón volver arriba
0
Me encantaría tu opinión, por favor comenta.x
()
x